Boletín Informativo | Julio 2021

“Nunca se apartará de tu boca este libro de la ley, sino que de día y de noche meditarás en él, para que guardes y hagas conforme a todo lo que en él está escrito; porque entonces harás prosperar tu camino, y todo te saldrá bien. Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente; no temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios estará contigo en dondequiera que vayas”
(Josué 1:8-9, RVR1960).

Hermosas palabras que nuestro Padre Celestial dijo a Josué, quien sería el sucesor de Moisés en liderar al pueblo de Israel hacia la tierra prometida. Palabras que, poniéndolas desde una perspectiva personal, nos sirven de aliento para continuar nuestro estudio de las Escrituras. Si estás leyendo este mensaje es porque tienes el mismo deseo que este servidor, estudiar la Palabra de Dios tal como Él espera que hagamos. Podemos ver breves puntos que tenemos toda facultad para llevar a cabo.

  1. No apartarse de la Palabra de Dios: Cuando descuidemos tan hermoso regalo, los males de este mundo empiezan a tomar control de nuestras vidas.
  2. Meditar en la Palabra de Dios: Día y noche, o en simples palabras, constantemente. Todos tenemos compromisos en nuestras agitadas vidas, pero siempre hay tiempo para leer la Palabra de Dios, meditar en ella, y ponerla en nuestros corazones.
  3. Hacer conforme a lo que está escrito en la Palabra de Dios: Hay una hermosa recompensa en actuar con respecto a la voluntad de Dios y no a lo que el mundo ofrece, todo nos saldrá bien, y seremos prósperos en nuestro camino.
  4. Todo esto requiere de diligencia: Quien desea ser el mejor en algo se esfuerza y no se acobarda para lograr sus metas. La tarea que Josué tenía en manos no era fácil pero Dios le hace saber lo siguiente,
  5. Dios está con nosotros en todo lugar: No hay nada oculto ante los ojos de Dios, y quienes hacen Su voluntad cuentan con la seguridad de saber que Él está con ellos.

Josué llevó a cabo su misión, e incluso exhortó a su pueblo a continuar adelante, tal como él y su familia hicieron, mediante esas hermosas palabras que muchos conocemos, “yo y mi casa serviremos a Jehová” (Josué 24:15).

Te agradezco por tu deseo de estudiar la Palabra de Dios con nosotros. Te aliento a que sigas adelante. Te exhorto a que no temas en preguntar algo que no comprendes, y que con gusto haremos lo que esté a nuestro alcance para darte una respuesta bíblica a esa inquietud.

No temas ni desmayes en tu meta de estudiar la Palabra de Dios, verás los resultados de tus esfuerzos pronto, y serás una gran fuente de ayuda para muchos que en este mundo están buscando por las mismas respuestas con respecto a su vida espiritual que tú has encontrado o encontrarás.

¿Cómo saber si el bautismo en el que participe es el que es autorizado por Dios? ¿Estaba consciente de lo que hacía cuando lo hice? Estas preguntas tienen respuesta en uno de nuestros videos más recientes en Buscando La Verdad,


Gracias por tu interés en aprender la Palabra de Dios. Te espero en línea y así estudiar juntos, dándole gracias a Dios por la bendición tan grande de aprender más de Su Voluntad para con Su creación.

Dios te bendiga a ti y a tu familia ricamente. A Él sea la gloria hoy y siempre.

Ir arriba